Buscar

La 'Milla de Oro' de Valencia mantiene locales comerciales vacíos por el alto precio de los alquileres.

«El primer tramo está ocupado y si no ocurre lo mismo con el segundo se debe al precio de los alquileres, que es excesivo». La secretaria general de la asociación Valencia Excellence, Laura Gallego, resume de esta forma la presencia de locales sin ocupar por tiendas en una parte de la conocida como 'Milla de Oro', el eje comercial de establecimientos de lujo formado por las calles Marqués de Dos Aguas y Poeta Querol, donde los carteles de 'Disponible' y 'Se alquila' dominan fachadas completas. Al menos 17 plantas bajas están ocupadas por comercios, mientras que media docena están vacías, algunas de grandes dimensiones y en emplazamientos privilegiados como la situada en la esquina de la calle Vilarragut.

Gallego desveló que la entidad se puso en contacto con los propietarios de algunos bajos para transmitirles la necesidad de rebajar el precio de los arrendamientos. Incluso pusieron sobre la mesa la alternativa de ocupar los escaparates de manera provisional con artículos de los comercios abiertos, aunque de momento ninguna de las dos opciones ha cuajado. «El tercer tramo, que empieza donde está Lladró, ya empieza a estar todo ocupado», dijo.

La crisis económica hizo mella en algunos de los negocios. Del número 1 al 3 de la calle Poeta Querol todos los locales están pendientes de ocupación, aunque Gallego subrayó que en el entorno más cercano como la plaza del Patriarca y la calle Vilarragut han abierto negocios.

La asociación alerta del perjuicio que puede causar al tráfico la acumulación de paradas de la EMT

«También está viniendo hostelería de calidad», comentó la comerciante, aunque destacó la preocupación de la entidad por los planes del Ayuntamiento de trasladar las paradas de la EMT de la plaza de la Reina a la 'Milla de Oro', por donde ahora pasan cuatro. La primera queja es la falta de información, algo ya habitual en las protestas al gobierno municipal, mientras que otro reparo pasa por el perjuicio de las marquesinas y los vehículos parados.

«Cuando se tapa un escaparate, ese comercio sufre mucho», señaló. Por ese motivo apuntó que sería más adecuado ubicarlas en el lateral del Teatro Principal. «Tenemos que ver lo que decide el Ayuntamiento porque nos puede perjudicar mucho».

De la misma manera, echó en falta más apoyo del tripartito a las obras de mejora en la zona. Por el contrario, alertó de que el incremento del tráfico por los desvíos desde la plaza de la Reina pueden perjudicar a toda la zona. El Consistorio tiene previsto iniciar a finales de año la reforma de este espacio, junto con el aparcamiento y una de las consecuencias será el desvío de las líneas de la EMT a los alrededores.