Buscar

Casi el 40% de los castellonenses ha comprado ‘on line’ en el último trimestre.

El comercio electrónico avanza imparable. El año pasado las transacciones de productos y servicios por internet acumularon una facturación de 24.185 millones de euros en España, un 20,8% más que en 2015. Y el crecimiento, además se acelera. También lo hace en Castellón, donde el 36,6% de las personas de entre 16 y 74 años ha comprado online en los últimos tres meses, 2,4 puntos más que hace un año. Pero lo más significativo es que las cifras prácticamente se han duplicado desde el año 2012, cuando el porcentaje era tan solo del 17,6%, según el Instituto Nacional de Estadística (INE).

En Castellón, el 82% de los hogares tiene acceso a internet, una cifra que se ha disparado en la última década. Y lo llamativo es que casi 150.000 consumidores de la provincia han comprado por la red en los últimos tres meses, pero si se analizan los datos de todo el año 2016 el resultado aún es más abultado, pues 177.152 personas practican el e-commerce, un 3,6% más que un año antes.

Que los consumidores de Castellón han cambiado sus hábitos y usan cada vez más la red para comprar lo que necesitan es algo que confirman en todos los establecimientos consultados, donde aseguran que ya es habitual que los clientes busquen on line los productos y los acaben comprando en la tienda física o al revés, es decir, van a la tienda física a ver y tocar el artículo, y lo acaban comprando por internet.

PEQUEÑO COMERCIO / Si la cara del comercio electrónico son las empresas de paquetería, la cruz son los comercios físicos, sobre todo, los más pequeños. Pese a que el sector se ha subido al carro (en 2015 el pequeño comercio de Castellón ingresó por ventas a través de internet 215 millones de euros, según Covaco), cada vez hay menos tiendas físicas y en el 2016 cerraron otras 175, según la última estadística de la oficina Pateco de Comercio y Territorio. El alza de la venta on line explica también por qué mientras decrece el número de locales aumenta la facturación del sector.